Puede interesarte ...

jueves, 22 de julio de 2010

Entrevista a Ramon Martínez, cartero en Barcelona

En El Periódico han realizado una entrevista a un cartero de esos de a pie, de los que se encargan de hacer que nuestros paquetes llegan a sus destinatarios cada día. Da igual que hayamos equivocado algún dato, porque son carteros de los de toda la vida, que conocen a todos los vecinos, y da lo mismo si los paellidos vienen cambiados o el portal no está bien. Yo tambien tengo una cartera como Ramón (¡hola Gloria!) y son los responsables de que nunca se pierda lo que he comprado y al revés, los responsables de que mis compradores reciban mis artículos.

Ramón Martínez: «El día que nos llega una postal, gritamos de alegría»


Ramón Martínez.El 19 de julio de 1972, Ramón Martínez empezó a repartir el correo en el distrito postal 8 de Barcelona, que corresponde a una zona del Eixample. Franco aún vivía, no había mujeres carteras y le daban propinas de 5.000 pelas. Casi 40 años después, Ramón continúa en el mismo distrito pero casi todo lo demás ya es historia. Solo hay una cosa que no ha cambiado: el cartero recuerda todos los nombres de los vecinos de su zona.
 

–Usted empezó en el Eixample.
–Así es. Disculpe, antes de seguir con la entrevista, ¿necesita pasar por su casa? Estamos muy cerca.
–¿Y usted cómo sabe dónde vivo?
–Aaah... Es el poder de los carteros.
–Cuénteme.
–Esta mañana he cantado su nombre en el centro de reparto de Correos en la calle Mallorca y la compañera que reparte en su zona me ha dicho la calle y el número de su casa.
–¿Cómo que cantado?
–Es lo que hacemos cuando llega un sobre que solo lleva escrito el nombre del destinatario, sin calle ni número. Decimos el nombre y los apellidos en voz alta y el compañero que los reconoce lo lleva al domicilio.
–Me deja de piedra. Qué control.
–No se lo imaginaba, ¿verdad? Y lo de los carros, ¿lo sabe?
–¿El qué de los carros?
–Antes cargábamos con carteras que pesaban 20 kilos o más, pero cuando las mujeres entraron en el servicio de correos empezaron a traerse de casa los carros de la compra.
–¡Qué listas! ¿Así que fueron ellas las que impusieron los carros?
–Sí, pero costó un poco. Muchos no querían cogerlos porque era como perder la hombría. ¡Qué gilipollez! Yo fui uno de aquellos reacios.
–¿Alguna vez ha tenido problemas para entregar alguna carta?
–Antes la Diagonal se llamaba avenida del Generalísimo Franco ¿sabe?, y una vez enviaron un sobre a la avenida del Asesino número 464. Era un sobre que venía de Francia, sin remite, y yo la entregué. Casi se me cae el pelo.
–¿Por qué?
–Por norma no se podían entregar sobres que contuvieran elementos injuriosos y me llamó el abogado de Correos. Imagínese, el paleto de pueblo en aquel despacho imponente. Ya me lo decía mi padre que no me metiera en política... No sé cómo se me ocurrió en ese momento, pero negué haber entregado aquella carta y no pasó nada.
–¿El paleto de pueblo? ¿De dónde es usted?
–De Almería, de un cortijo de la aldea de Gergal. Todavía me acuerdo de cómo me dolían los pies el primer día de trabajo en la ciudad. No estaba acostumbrado a los zapatos. Me crié en el campo y tengo un carácter muy abierto; me meto con todo el mundo. Por suerte, siempre he repartido en la calle. Meterme en una ventanilla hubiera sido como enjaular a un ruiseñor.
–Debe conocer a mucha gente.
–He llevado cartas a Salvador Espriu, que vivía en el paseo de Gràcia, a Pere Gimferrer, a Oriol Vergés y hoy mismo he ido a casa de Ana María Moix, la hermana de Terenci Moix. Las señoras mayores me dan un euro cuando les entrego un certificado y los que me conocen desde hace años me invitan a tomar café.
–Como los carteros de antes.
–Nosotros tratamos con papel y si el papel desaparece, nosotros también. Al cartero tradicional le puede dar ya por desaparecido.
–Qué pena, ¿no?
–Antes nuestra presencia era deseada. No existía el fax y las empresas dependían de nosotros para recibir los pedidos. Una huelga de correos en los años 70 lo paralizaba todo. En cambio ahora no quieren ni que nos asomemos, porque lo que traemos son cartas de Hacienda, facturas, multas... Bueno, quizá no sea tan dramático, pero algo de eso hay.
–¿Cuántas cartas ha repartido hoy?
–Pues... unas mil y pico.
–¿Y cuántas eran manuscritas?
–Ninguna. El día que llega a la central una postal para repartir es algo tan extraordinario que la agitamos y gritamos de alegría: «¡Mirad! ¡Este está de vacaciones en Saint Moritz!»
–Y usted, ¿escribe?
–Hasta hace poco les mandaba una carta semanal a mis padres, que se quedaron en Almería. Pero ahora ya no. Mi padre está muy mayor y el trabajo es mío para descifrar su letra cuando me manda la carta de vuelta.
–¿Y en todos estos años no ha sentido curiosidad por abrir una carta?
–¡Jamás! Eso es sagrado.

Artículo: Gemma Tramullas
Foto: Danny Caminal
Fuente: El Periódico

martes, 20 de julio de 2010

Cómo no gestionar el problema de una venta

Aunque no es frecuente, de vez en cuando una venta no camina por los cauces esperados dando pie a que la comunicación entre vendedor y comprador se degrade. Generalmente, es una de las dos partes la que presiona a la otra para abandonar la calma y dar paso a los insultos. El problema de este camino es que es de sólo ida, y una vez que se entra en él, es difícil salir. No digo ya volver al punto inicial de respeto, que eso ya está perdido.

Para ilustrar esta entrada, estos últimos días ha llegado a los foros de eBay un caso que ilustra perfectamente lo expuesto. Comprador novato que no tiene muy claro cómo funciona esto de eBay y se lanza con toda la alegría del mundo a comprar 20 artículos al mismo vendedor. Una vez comprados los artículos, pero aún no pagados, surgen las dudas (siempre surgen después de pujar y antes de pagar ¿por qué será?).
A modo de resumen, la historia es tal que así: 
El comprador acude al foro buscando consejo, y ante lo expuesto, la solución que se le recomienda es que desista de la compra antes de que la cosa vaya a peor. El problema inicial consiste en que el comprador da por hecho de manera gratuita que el vendedor tiene la obligación de realizar descuento por envío combinado (aspecto que con la nueva política de anuncios de eBay,  tiende a desaparecer, pues el precio del artículo ya lleva incluido en muchos casos los gastos de envío). Como el vendedor no le aplica descuento, el comprador se siente engañado y no quiere continuar. Como es natural, en este caso se le insta a que no termine la venta, que se lo comunique al vendedor para que pueda recuperar sus comisiones y cada uno por su lado. Sin embargo, el comprador se queda con la parte que le interesa (la de no terminar con la venta)  y de regalo, le pone 20 negativos al vendedor. El vendedor no se lo toma a bien y ... empiezan los insultos y las amenazas. En estos casos es siempre muy importante conocer ambas versiones antes de pronunciarse, pues es muy probable que cada parte intente ocultar sus propios trapos sucios.

Cualquiera estará de acuerdo en que la actitud del comprador es una provocación en toda regla. ¿Es conveniente entrar al trapo? Sencillamente, no. La venta está ya perdida, y de regalo es posible que el vendedor termine suspendido. La mayoría de los portales de compra-venta de Internet no toleran comportamientos violentos y amenazas. La actitud correcta en estos casos es intentar que una venta "chunga" no afecte al proceso de venta y olvidarlo cuanto antes. Cuando uno vende debe asumir que antes o después le llegarán clientes complicados. Lo mejor es evitarlos, y si no se pueden evitar, zafarse de ellos lo más rápido. El hecho de perder la venta es lo de menos, y de hecho,  lo recomendable. En cuanto a la postura del comprador frente a un vendedor que insulta, es la misma. Lo mejor es evitarlo. Esto se puede ver con un simple vistazo a la reputación del vendedor (votos). Si el vendedor tiene una larga trayectoria, es posible que sus "defecctos" hayan quedado al descubierto en las descripciones de los votos o en el TSR. A veces sus defectos no serán importantes (lentitud en el envío) y a veces nos permitirán adivinar y evitar los problemas que pueden surgir.


viernes, 16 de julio de 2010

Compra un ordenador pero recibe una lechuga

Hacía tiempo que no aparecía una estafa de estas características. Los ladrones que estafan por eBay son más dados a no enviar nada, pero este hombre le daba un toque de humor a sus ventas.


Un hombre vio, igual que cientos de personas, una oportunidad de oro para hacer ‘negocio’  a través de internet. Sin embargo, él lo hizo de una forma muy particular: ponía a la venta a través de la red diversas clases de objetos, los compradores le pagaban pero él no les enviaba el género. A veces sí tenía la delicadeza de realizar el envío, pero en vez de expedir el género, mandaba cajas con lechugas, sal, piedras e incluso botellas de agua. La Policía Nacional siguió su pista y finalmente procedió a su detención. Se trata de un joven de 24 años, Javier C.B., natural de L’Hospitalet del Llobregat pero residente en las comarcas de Tarragona.

La investigación policial se inició el pasado mes de marzo a raíz de una denuncia presentada en la localidad madrileña de Caravaca. Un ciudadano aseguró que había comprado una videocámara por internet y que había ingresado 120 euros en una cuenta corriente. Pero los días pasaron y no recibió nada.
La Policía Nacional se puso en contacto con la persona que figuraba como titular de la cuenta. Y éste aseguró que nunca la había abierto y argumentó que, en su día, le robaron la documentación.

Otros afectados

Los agentes constataron que en dicha cuenta corriente otras personas también habían realizado ingresos. Por ello, los policías decidieron bloquearla.

Tras este contratiempo, el estafador buscó una nueva fórmula para cobrar. Decía a las víctimas que enviasen el dinero por giro, a cobrar en diferentes oficinas de Correos. Así, acudió en diversas ocasiones a las dependencias de Correos de Tarragona –calle Soler–, Reus, Miami Platja, L’Hospitalet de l’Infant, Vila-seca, etc.

Los investigadores identificaron al sospechoso gracias a las imágenes captadas por las cámaras de seguridad. Los agentes montaron un dispositivo de vigilancia y detuvieron al sospechoso cuando iba a cobrar uno de los giros. Está acusado de un delito continuado de estafa. Las víctimas están repartidas por todo el territorio español, desde Torrejón de Ardoz hasta Tomelloso, pasando por Ciudad Real, Lorca, Madrid, Dos Hermanas, Granada, Bilbao, etc.

El hombre ofrecía desde ordenadores hasta teléfonos móviles y videocámaras. Los investigadores han constatado nueve transferencias de dinero a su cuenta corriente y 29 giros a Correos, por lo que los afectados podrían llegar a los cuarenta.



Algunos parece que todavía no tienen muy claro en qué consiste eso de hacerse rico con Internet.

Fuente: Diario de Tarragona

jueves, 15 de julio de 2010

Paypal, acusada de violar varias patentes de venta electrónica.

Os pego la noticia y luego la comento.


NUEVA YORK (Reuters) - La página de subastas por Internet eBay ha sido demandada por al menos 3.800 millones de dólares (2.988 millones de euros) por XPRT Ventures LLC, que la acusa de infringir seis patentes para desarrollar sistemas de pago por Internet como PayPal.

La demanda fue presentada el martes en los tribunales del distrito de Delaware en Estados Unidos, según confirmaron los abogados de la sociedad demandante.

Ebay no respondió inmediatamente a las llamadas y a los correos electrónicos que recibió en busca de comentarios.

Según la demanda, eBay utilizó información confidencial y patentada de XPRT en su propia solicitud para una patente, y también para presentar varias características para su uso en sus sistemas de pago.

La demanda pide un mínimo de 3.800 millones de dólares en daños y perjuicios monetarios, e indemnización por una presunta "conducta intencionada y maliciosa" de eBay, entre otras compensaciones.

XPRT tiene su sede en Greenwich, Connecticut, y eBay en San José, California.


Fuente: El Economista.



La noticia en sí no sorprende mucho, pues eBay, a pesar de ser pionera, ha tenido que sortear un montón de entresijos legales y patentes para poder ejercer su negocio. De hecho, no es la primera vez que alguien le acusa de usar patentes, de otros, pues en 2002 ya fue llevada a los tribunales por MercExchange, y por Skype también ha tenido algún problema que otro.  Es más, la propia venta de patentes es un negocio bastante lucrativo en EEUU, y por ende, en eBay (ejemplo). 

Ahora bien ¿y quien es XPRT Ventures? ¿alguien ha oído hablar de ella? ¿cuál es su página web? Bueno, hablar de esta empresa conduce inexorablemente a hablar de propiedad intelectual, de copyright, de patentes, y de software libre. XPRT Ventures es una de tantas y tantas empresas que proliferan en EEUU que no tienen actividad propiamente dicha (no producen ni crean nada). Su único cometido es registrar patentes de cosas que aún no existen, o que existiendo y habiendo un estado del arte previo, nadie ha patentado aún. En definitiva, siguen los pasos de Edison y Marconi (ambos muy aficionados a patentar cosas que no habían desarrollado ellos mismos, como los inventos de Nikola Tesla). Todo esto viene causado por la laxitud de las leyes de patentes de EEUU, que permiten algo tan efímero como registrar ideas de cosas aún no descubiertas, y no implementaciones o desarrollos concretos (por ejemplo, se puede registrar un "artilugio para resguardarse de la lluvia" sin presentar el diseño del paraguas, y abarcando todas las variantes, como chubasqueros, ponchos, sombrillas, ...)

Como iba diciendo, el hecho de que se permita registrar ideas crea un problema grande a la hora de inventar, pues en muchas ocasiones, las empresas están investigando cosas que ya están inventadas pero no creadas. Como resulta lógico, esto hace desistir a muchas empresas de crear aparatos o software de los que ellos no van a tener la titularidad y que posiblemente no sólo no arroje beneficios, sino que tengan que hacer frente a pérdidas provocadas por los litigios creados por estas empresas ladronas de ideas.

Volviendo al caso que nos ocupa de XPRT Ventures, resulta que esta empresa registró una superpatente (digo súper por el amplio alcance e implicaciones que tiene). Esta patente es la 7,567,937 y lleva por título: System and method for automatically effecting payment for a user of an electronic auction system. (Sistema y método para realizar el pago automático de un usuario en un sistema de subastas electrónicas. Te viene alguna empresa a la cabeza, ¿verdad?) Es decir, que si un estado ha permitido el registro de algo tan laxo como esto, está más que claro que se está frenando el desarrollo de otros sistemas de pago futuros. Si uno se molesta en leer el contenido de la patente 7,567,937 verá que es algo que cualquiera podría redactar en su casa con unos conocimientos básicos sobre derecho, informática, negocio electrónico y compras on-line.  Por ello, es más que probable que eBay pierda el litigio, o tenga que llegar a un acuerdo pues si uno compara esta patente con el funcionamiento de Paypal, verá que es exactamente idéntico (como si se hubieran fijado en Paypal para redactar el contenido de la patente). De hecho, todas las empresas innovadoras del mundo saben que deben destinar una cantidad importante de dinero al año para poder ejercer su actividad, bien pagando royalties por el uso de las patentes de otros o bien para poder hacer frente a estos litigios. Todas las compañías de tecnológías grandes tienen problemas de este tipo, y muchas de ellas intentan resguardarse haciéndose con una gran cartera de patentes para poder negociar en caso de que otra compañia les demande (casi con toda seguridad, si tienes una gran cartera de patentes puedas demandar a la otra empresa por la infracción de alguna de tus patentes y llegar a un acuerdo para retirar los cargos).

Os recomiendo la película "Destellos de Genio" protagonizada por Greg Kinnear, que trata muy de cerca el problema de las patentes de ideas en EEUU.

Más info.


Por cierto ¿qué tal estáis pasando el verano?